“LA MONTAÑA RUSA DEL MAD COOL FESTIVAL”

Compartenos

dig
dig

La segunda edición del Mad Cool Festival, vino marcada por el triste suceso que todos conocemos: el fallecimiento de Pedro Aunión mientras realizaba su espectáculo de acrobacia cayendo al vacío con trágico desenlace. No es fácil escribir sin tener el pensamiento en él y en lo que vivimos el viernes, difícil de explicar con palabras.

Al margen de todo lo que sucedió después, el desconcierto de los asistentes (muchos no sabían que había ocurrido), la falta de un comunicado oficial por parte de la organización, el lío de las redes sociales que todos hemos leído y releído mil veces y que no voy a repetir de nuevo.

No sabemos fehacientemente que ocurrió y esperemos que pronto se aclare todo, que se explique, que se tomen medidas si es que hay que tomarlas, para que estas situaciones no vuelvan a ocurrir y que jamás tenga que escribir sobre algo tan triste como lo que sucedió. Esta crónica va dedicada a ti, Pedro.

foo
JUEVES 6

Jornada marcada por la llúvia y el mal tiempo que dificultó el tráfico a soportar hasta llegar al parking del recinto y hasta entrar en él, con el consecuente retraso, que hizo que me perdiera un par de conciertos y llegara justo a tiempo para  ver a FOALS. No fue su mejor concierto. Bastante plano y frío, por momentos, quizás contagiados por el tiempo y por lo pronto de la hora de su actuación. Bajo mi punto de vista es una grandísima banda que merecía tocar en horario “prime time”. Sólo al final subieron el nivel con sus temas “My number” y “What Went Down”.

Nada más acabar me acerqué  a ver a una de las atracciones del festival: los FOO FIGHTERS. No se cabía en el recinto y encima las pantallas gigantes no funcionaron (grave error), así que si no estabas cerca era imposible verlo con cierta claridad. Dicho esto y sin esperas salió Dave Grohl con ganas. Dió un recital de más de horas en el que sus fans disfrutaron y se quedaron con ganas de más. Empezaron sin concesiones: “Everlong”, “Monkey Wrench” y “Learn To Fly” y acabaron con el temazo “Best of you”. Entremedias sus hits de siempre con temas de sus últimos álbumes. Grohl demostró el porqué es una gran estrella y así nos lo hizo saber en el concierto estrella del día.

A BELLE & SEBASTIAN les vi de pasada. Había más público del esperado y ofrecieron más de lo mismo. ¡Qué lejos quedan ya esos tiempos de gloria de la banda de Stuart Murdoch!

Una de las sorpresas agradables del día fueron UNKLE. Los británicos no me decepcionaron. A su electrónica se le une una gran puesta en escena con proyecciones que te absorben, nos dejó un gran sabor de boca y nos preparó para una de las actuaciones que más ganas teníamos la de TRENTEMøLLER.

El proyecto liderado por Anders Trentemøller, en el que funde sonidos entre la electrónica oscura y post punk de una manera casi magistral, nos tenía enganchados antes de comenzar. Empezaron con “Miss you” y siguieron con temas de su último trabajo como “November” y “One Open Eye”, nos hicieron bailar con “River in Me” y ”Take Me Into Your Skin” y disfrutamos con como niños. Concierto no apto para el gran público “fiestero” que suele ser habitual en este tipo de festivales.

foster

Foto By Lbar Noelia

VIERNES 7

Segundo día del Mad Cool. Empecé con fuerza de la mano de DEAP VALLY. El grupo formado por Lindsey Troy and Julie Edwards descargó todo su garaje rock y Riot Grrrl una mezcla entre White Stripes y Led  Zeppelin. Riffs de guitarra contundentes, una de las sorpresas agradables de la jornada, que me sorprendió más de lo que esperaba. Tocaba el turno de Rancid y qué decir, pues que o eres muy fan o se te hace largo y repetitivo. Hacen lo mismo de siempre , punk rock ska pasadito de tiempo.

Lo bueno empezaba, ganas tenía de ver a ALTt-J con un potente sonido y una magnífica puesta en escena. Cada uno es una especie de jaula independiente, separados por unos barrotes luminosos.Bonito muy bonito. Los temas de su nuevo trabajo como “3WW”, “In Cold Blood” o “Deadcrush” no nos convencen.  Un disco que navega por el folk alternativo electrónico pero en directo te atrapan, sonido que llega a ser brutal por momentos aunque nos sigue gustando más los temas de sus anteriores discos más electrónicos como “Left Hand Free” o “Breezeblocks” que fueron los más aclamados

Quería ver a GREEN DAY, tenía curiosidad por saber qué me iban a ofrecer y si lo de ser cabeza de cartel tenía su “aquel” y la verdad es que me sorprendieron gratamente. Es de esos conciertos que esperas poco o nada y te vas con un baño de humildad diciéndote: ”estaba equivocado”.

No entendía el retraso, me pareció extraño… no le di importancia, pensé que tendrían problemas con el sonido o cualquier otra cosa y me enteré después del desgraciado suceso. En el momento trágico estaba en la zona de restauración reponiendo fuerzas y sinceramente no noté nada excesivamente alarmante en el ánimo de los asistentes y fans que abarrotaban el escenario principal. Empezaron con la clásica intro “Bohemian Rhapsody” de Queen seguida por “Blitzkrieg Bop” de los Ramones  y luego se sucedieron todos sus grandes temas con “American Idiot”. Armstrong  repitió en varias ocasiones “Fuck you Donald Trump”, se subieron varias veces espectadores al escenario a cantar y disfrutamos con sus grandes  clásicos como “Basket Case”, “She”, “Welcome to Paradise”, “When I Come Around” y “Boulevard of Broken Dreams”. Un gran show aunque sigo pensando que más de dos horas se hacen largas por momentos,  por mucho cabeza de cartel que seas.

Otro de los grupos que quise ver fue CAGE THE ELEFANT. Un grupo muy enérgico, sobretodo su cantante Matt Schultz que se movía y saltaba y no perdía la voz, pero todo como un poco alocado al igual que su propuesta musical: un cocktail de muchos estilos (sonidos british, la psicodelia de los Doors, garaje,blues,rock), sin una dirección fija pero funciona, aun así deberían mirárselo.

Y llegaba uno de los momentos más esperados del festival para un servidor. Ganas no, lo siguiente es lo que tenía por ver a SLOWDIVE. Me apresuré para coger buen sitio. Iban pasando los minutos, no salían a escena y lo peor: no se informó. Después de una hora de espera me fui decepcionado y no por no disfrutarlos, en parte sí, sino por la incertidumbre y la falta de información que hubo en el caos del momento y ya todos sabemos de qué hablo.  “Chapeau” señores de Slowdive.

savages

Foto By Lbar Noelia

SABADO 9

Con FIZZY SOUP abrí la última jornada del festival y el Escenario Mondo, un grupo que debería tener más opciones entre el gran público, desgranaron su último trabajo “No so far” y disfrutamos de la magia de estos conquenses. Paso siguiente FUEL FANDANGO, Nita y sus secuaces como diría el gran Julio Ruiz, saben lo que se hacen y lo hacen muy bien, esa mezcla entre el flamenco y la electrónica bailable es una garantía de éxito en todos sus conciertos y la gente lo disfrutó.

Llegaba otro de los conciertos que no me quería perder las londinenses SAVAGES y que me dieron lo que ansiaba una demostración de personalidad, actitud y poderío. Comenzaron como una apisonadora con “I Am Here”, con la cantante Jehnny Beth en modo “On fire” con estilazo y vestida para “matar” con sus stiletto rojos, los cuales se quitó en una parte del concierto y después para lanzarse al público que la llevó en volandas. No dieron tregua “Husbands” o “The Answer” “Shut Up”, hicieron un receso con “Adore” y acabaron con “Fuckers” brutales.

Después de la tempestad vino la calma con MANIC STREET PREACHERS, la mítica banda galesa nunca falla con sus grandes temas y siempre es un placer disfrutarlos.

Tocaba el turno de otra de las grandes atracciones del festival, KINGS OF LEON, quería saber qué me iban a dar porque hacía años que no los veía en directo. Un público poco menos que mezclado por no decir calificativos más fuertes se amontonaba en la explanada, bebida en mano y bebidos en su mayoría, que lo único que esperaban aparte de molestar y de intentar ligarse a la primera que pasara, era que tocaran el “Sex on fire”, eso daba un poco el nivel musical que había por lo menos en la zona dónde me situé. Anécdotas al margen los cowboys demostraron una técnica y una sincronización que pocos grupos poseen. Tocaron temas de su último disco “Over”, “Eyes on You”,” Walls” o “Waste a Moment”, que cerró el concierto y todos sus grandes hits, destacando “Use Somebody” magistral. Con la deseada “Sex on Fire” cerraron un concierto impecable, pero esperaba más sinceramente, más pasión, quizás estuvieron un poco fríos y el día no estaba para tonterías teniendo en el cartel a bandas como Savages, Mia o Moderat que si encendieron más al público que ellos.

Otra de las artistas que se la colocó en uno de los escenarios pequeños, incomprensiblemente porque se sabía que lo iba a “petar” fue M.I.A, hubo problemas para poder acceder porque no se cabía. Así a primera vista no cuadraba en un festival de este estilo, pero resultó y de qué manera!

Mathangi “Maya” Arulpragasam, más conocida como M.I.A. demostró que es una diva del escenario, con Dj Tiger en los mandos y dos bailarinas dio espectáculo y nos hipnotizó por momentos con su propuesta, música electrónica, rap, hip hop y sonidos indios, ella es de ascendencia tamil y de ahí esa influencia clara, pero al final me resultó repetitiva y tediosa.

Con MODERAT pasó todo lo contrario, los berlineses demostraron el por qué son una de las mejores bandas de música electrónica del momento, con una puesta en escena digna de ver, proyecciones que te sumergían en esa espiral futurista al ritmo de su música por momentos muy Kraftwerk y esa mezcla de tecno minimal y de electrónica que hacen ser lo que son. Un gran colofón fin de fiesta.

Jorge Mat.

 

 

Leave a Reply